Главная » Desarrollo infantil » Copia de mamá o rival de mamá.

Copia de mamá o rival de mamá.

Copia de mamá o rival de mamá.

No sabes cómo reaccionar a su juego: a veces es divertido, pero a veces se vuelve molesto. Intenta aceptar su comportamiento y comprende que es imitándote que tu hija está tratando de crecer, de entenderse a sí misma y de convertirse en una persona independiente.

¿Te has dado cuenta de cómo cambia su estado de ánimo cuando alguien le hace un cumplido y dice que es hermosa o está vestida con elegancia? Algunas niñas perciben tales palabras como una señal para la acción y continúan la preparación inicial.

Se «decoran» con abalorios, ropa interior de encaje de madre, pintalabios y todo tipo de productos cosméticos que logran alcanzar. Luego se giran por un largo tiempo frente a un espejo, admirándose por todos lados, o sugieren que los adultos admiren su belleza «sobrenatural».

Otras chicas en respuesta a la atención de sus atuendos y apariencia pueden sentirse avergonzadas, huir y esconderse. Ambos comportamientos significan que la niña no es indiferente a cómo se ve a los ojos de los demás.

Además, ella está tratando de entender si ven a una futura mujer en ella o no.

Por lo tanto, la niña está atravesando un período muy importante en su vida, adquiriendo una rica experiencia al darse cuenta de que es una de las personas que pertenecen a una gran «tribu» de mujeres. Da los primeros pasos tentativos, probando la imagen de una mujer y decide: «¿Cómo es ser ella?» La niña aprende a regocijarse o avergonzarse, a ser notada o rechazada, a aprender a atraer la atención o evitarla de todas las formas posibles.

Y la madre se convierte para ella en la forma más brillante, cercana y atractiva (aunque a veces alguien más puede convertirse en un ejemplo, por ejemplo, una abuela joven o una niñera).

Jugar objetos y acciones imaginarios, por ejemplo, «como si» hubiera un almuerzo de cubos y «como si» ir en un Mercedes de heces, aparece en niños entre uno y medio a dos años. Casi al mismo tiempo, se incluye en el juego la imitación de expresiones faciales, gestos y movimientos de adultos. El hecho es que el juego de imitación, que generalmente parece ser uno de los más simples, requiere mucha preparación por parte de los niños.

Necesitan aprender y memorizar los detalles más pequeños del comportamiento de la muestra seleccionada, para experimentar los eventos de la misma manera que lo hace su modelo. Mientras juega, es decir, actúa «como si» y «igual que», el niño esencialmente avanza en su desarrollo mental y social. Aprende, en primer lugar, a adaptarse a diferentes reglas, restricciones, estados de ánimo, que ya puede notar, y en segundo lugar, a comprender mejor las situaciones cada vez más complejas.

En el juego, el niño entrena diferentes formas de manejar objetos y diferentes formas de interactuar con las personas. Por supuesto, la forma más fácil de perder atributos externos (sombrero, marcha, palabras típicas) es reproducir el mundo interior profundo de los adultos. Sin embargo, el formulario obtenido en el juego no está vacío, está lleno del contenido del mundo adulto que es muy importante para el niño.

El verano hasta 2-3 niños con interés imita tanto a los padres como a adultos ocasionales, probándose diversos gestos, acciones, palabras, sin destacar especialmente su pertenencia a este o aquel sexo. El niño puede intentar amamantar a la muñeca, y la niña acepta voluntariamente marchar los pasos de un soldado.

Y aunque desde el exterior pueda parecer ridículo, no debe hacer de este comportamiento un tema de bromas y ridiculización.

Copia de mamá o rival de mamá.

Durante el tercer año de vida, una niña o un niño comienza a darse cuenta de que pertenecen al piso (pero esto no significa en absoluto que a la edad de 3 años se produce su plena comprensión). Los niños de tres años prestan atención a las diferencias en el comportamiento de las madres y los padres, a la manifestación de su interés mutuo, están intentando de diferentes maneras atraer la atención de sus padres.

Para ganar el reconocimiento y el amor de uno de los padres, el niño comienza a copiar inconscientemente al otro.

Es obvio que en un juego de imitación, los niños intentan comprender sus ideas sobre la masculinidad o la feminidad. Los «vaqueros» y los «soldados» pueden volverse más ásperos o agudos, y las «madres» y los «médicos», más estrictos o coquetos. Por lo tanto, en algún momento, el comportamiento de los niños puede parecer exageradamente caricaturizado.

Conocer un nuevo rol es un proceso bastante personal, por lo que muchos niños experimentan un período de timidez y vergüenza. Debido a esto, algunas personas prefieren jugar el juego de imitación en soledad, en su habitación, disfrutando de «su cine». Pero muchos niños, por el contrario, necesitan espectadores, atención y aprobación de su comportamiento, apariencia.

Puedes unirte al juego si tienes el tiempo y el estado de ánimo adecuados para ello. En cualquier caso, debe intentar con calma, de una manera adulta, responder al nuevo atuendo de su hija, alabando los hallazgos exitosos y corrigiendo las fallas.

Esto demuestra que eres muy serio con sus nuevas cualidades, reconoces su feminidad y estás listo para participar en la construcción de la imagen.

Copia de mamá o rival de mamá.

La reacción de los padres a los juegos y la lepra de los niños varía. Por lo general, depende de la interpretación personal del término «feminidad» y del estado emocional general. A algunas madres les gusta ver a su hija «pintarse» las uñas, poniéndose trozos de tela en lugar de barniz.

Otros, especialmente aquellos que prefieren los pantalones vaqueros o un estilo deportivo de ropa, pueden acusar a la niña de perlas excesivas. “Por la mañana mi hija puede pasar horas vistiéndose. Y si no encuentras medias adecuadas para ellos, ¡te lanzarán una verdadera rabieta!

Ella toma mi maquillaje, las horquillas. Para resolver este problema, recogí para ella una bolsa de cosméticos separada con pequeñas sondas.

Como resultado, en la mañana todos hacen lo suyo y finalmente me las arreglo para prepararme con calma para el trabajo «, dice una madre.

Para muchas mujeres, la aparición de un pequeño rival en la casa causa tensión, porque la niña logra captar la mayor parte de la atención de su padre, por ejemplo, sus sonrisas y cumplidos. A veces, una madre puede ser ofendida y ofendida por una parodia de su propio comportamiento, de esos rasgos antipáticos de su personaje, que de forma exagerada se manifiestan en los juegos y el comportamiento del niño.

Pero no olvide que el comportamiento imitativo a esta edad esconde solo el deseo de estar más cerca de la madre y el intento de ser tan bella como ella. Por lo tanto, la razón de la ofensa de mi madre probablemente se oculte en la insatisfacción con ella y sus rasgos de carácter …

Algunos padres han aprendido a usar el juego de imitación para hablar con los niños sobre temas serios. Por ejemplo, sobre la timidez y la castidad. “Hace algún tiempo, nuestra hija estaba fascinada por mi ropa interior, tal vez porque todavía tenía pañales.

Cuando la encontré durante la «adaptación», no pude evitar reírme, pero luego me dirigí a las explicaciones. Le dije que ella también tendría unas braguitas maravillosas si ella fuera a la olla. ¡Y funcionó!

También puede usar tales situaciones para hablar con su hijo sobre el valor de sus propias opiniones y comportamiento. “Mi hija estaba muy molesta porque no podía caminar en los mismos zapatos que yo. Se cayeron de sus piernas, la niña tropezó todo el tiempo y estaba muy molesta por eso. «Mi padre y yo dijimos que realmente nos gustan sus zapatos, que son hermosos en sus piernas y son muy divertidos con los de mi padre y los míos».

Copia de mamá o rival de mamá.

A veces sucede que, jugando a la madre, copiando su comportamiento, el niño intenta llenar la falta de una verdadera madre en su vida. Es en el tercer año de la vida de su hija que las mujeres comienzan a perder sus asuntos, regresan a la vida profesional activa y se alejan emocionalmente del niño.

Por lo tanto, si los juegos de la madre se vuelven predominantes, trate de encontrar tiempo para una relación cálida con su hijo.

Unos pocos días, el bebé ya puede sonreír, sacar la lengua, inflar específicamente las mejillas e incluso expresar alegría o sorpresa.

De 3 a 4 meses, el bebé se entretiene copiando las sonrisas y las muecas de caras conocidas.

Para el primer año, el niño repite diferentes movimientos, entonaciones, sonidos.

De 12 a 18 meses, el niño aprende a encontrar algo interesante en los nuevos personajes. Al mismo tiempo hace un «adiós» a la pluma o envía besos de aire.

A los 2 años, el niño adopta el comportamiento adulto (incluso en su ausencia), sin importar el género. Gestos y posturas imitados, grandes frases enteras.

Entre 3 y 4 años los niños juegan a la madre, a la dependienta, a la enfermera. En general, los personajes son precisamente aquellos adultos a quienes el niño admira, a quienes ama.

Luego, cada niño localiza su propio modelo (generalmente para una niña, ella se convierte en madre, para un niño pequeño, un padre).

A los 5 o 6 años, un niño se adapta al estilo de comportamiento que está claramente definido por su género.

О admin

x

Check Also

Enfermedades infantiles

En la sección de artículos, aprenderá que muchas enfermedades se presentan en los niños de manera diferente que en los ...

Pregunta al psicólogo

Muchos niños a una edad temprana están ansiosos por los intentos de las personas con las que tienen relativamente poca ...

Carne dietetica

La carne de ave es bastante suave y sabrosa, para un niño mayor de un año se pueden cocinar muchos ...

Preparativos para la concepción: consejos para ti y para él.

Para empezar, comparta sus planes para el futuro cercano con aquellos que ha elegido como futuros padres. El deseo de ...