Главная » Desarrollo infantil » Y lo intentas: frutas exóticas.

Y lo intentas: frutas exóticas.

Y lo intentas: frutas exóticas.

Por sus propiedades, es inferior a otras frutas, por lo que no se considera un elemento necesario de nutrición para los niños. Sus frutas jugosas son muy altas en calorías, ya que contienen mucha glucosa y fructosa.

Puede ofrecérselas a niños mayores de 3 años. Al tratar a los bebés con caqui, tenga cuidado, puede causarles una reacción alérgica o falsa alérgica.

Como en el caso de caqui, no hay necesidad especial de dar feijoa a los bebés. Esta es una fruta subtropical, contiene bastante yodo y fibra dietética, que son necesarios para el funcionamiento normal del sistema digestivo.

Pero las frutas de feijoa se deterioran rápidamente, por lo que muchas amas de casa prefieren hacer mermelada, en la que casi no quedan sustancias útiles. La feijoa se le puede dar a un bebé no antes de que cumpla 3 años.

Sus frutos son ricos en ácido fólico y cítrico, además de que contienen una gran cantidad de taninos, compuestos que tienen la propiedad de inhibir ciertos procesos en el intestino. Por esta razón, y debido al sabor agrio y astringente de los niños, las granadas se dan muy raramente, principalmente en forma de jugo, y no antes de 3 años. Además, pueden provocar alergias en los niños.

Hasta hace poco, se creía que las granadas son muy útiles para los bebés, especialmente si necesita mantener los niveles de hemoglobina en la sangre. Ahora los expertos aconsejan hacer frente a estos problemas con la ayuda de medicamentos.

Sin embargo, si desea familiarizar a su hijo con el sabor de la granada, ofrézcale jugo de granada para bebés.

La Organización Mundial de la Salud, y después de esto, los pediatras y nutricionistas rusos aconsejan a los padres alimentar a los bebés menores de 1 año con frutas y verduras locales. El lugar de nacimiento determina las características de la microflora y la composición enzimática de los intestinos de los niños, y su cuerpo será más fácil de manejar con los alimentos habituales, mientras que los alimentos inusuales pueden causar reacciones inesperadas.

Y lo intentas: frutas exóticas.

Las frutas exóticas no solo parecen más sabrosas, sino también más sanas que las manzanas, las peras o las ciruelas aburridas durante el verano, pero los nutrientes que contienen no son más ni menos que los típicos de la banda media de las culturas dulces. Además, para el bebé, no todas las frutas en el extranjero son seguras.

Las frutas tropicales pueden ser engañosas como el sistema digestivo e inmunológico, porque nunca se han encontrado antes. El riesgo de que la degustación de maracuyá o guayaba termine con una alergia o trastorno intestinal es muy alto.

Sin embargo, la familiaridad con lo exótico «familiar», como las naranjas y los plátanos, puede llevar al mismo problema. Cualquier producto nuevo debe introducirse en el menú infantil con mucho cuidado, y en el caso de platos extranjeros, es mejor triplicar la guardia.

El campeón en contenido de provitamina A (betacaroteno) junto con melón y albaricoque. Este elemento es responsable de la visión nocturna, mejora la condición de las membranas mucosas y la piel, aumenta la resistencia del cuerpo a las infecciones. La vitamina C en el mango tanto como en los cítricos.

Hay hierro en él.

Rico en vitaminas del grupo B, especialmente la vitamina B3, que es muy útil para la piel, pero debido a la piedra grande con esta fruta debe estar más cerca.

Una buena fuente de vitamina C y provitamina A. También tiene una enzima especial que estimula la absorción de grasas y proteínas de la carne y el pescado. Es esta propiedad de la piña que los nutricionistas utilizan para crear productos para perder peso.

Contiene las vitaminas del grupo B, necesarias para la asimilación de sustancias nutritivas y minerales (fósforo, magnesio). Su carne es fácil de digerir y, hasta cierto punto, actúa sobre el intestino de manera suave, por lo que esta fruta puede administrarse incluso a niños de seis meses, pero solo a condición de que el niño no tenga alergias a ella.

Rico en vitamina C y magnesio. Su único inconveniente es que los huesos pequeños pueden irritar las paredes sensibles del intestino joven.

La alergia en un bebé puede causar cualquier fruta, independientemente del país de su crecimiento, pero las frutas tropicales requieren atención especial.

Hoy en día, los nutricionistas no aconsejan dar bananas, mandarinas y kiwis aún más jóvenes a niños menores de 6 a 8 meses. En cuanto a las frutas más extravagantes, es mejor esperar con ellas durante aproximadamente un año. Además, se les debe presentar al bebé gradualmente y en pequeñas porciones.

No olvide que las alergias pueden aparecer tanto en respuesta a un nuevo producto como a una cantidad excesiva de este.

О admin

x

Check Also

¿Y el regalo traído?

Desde el trabajo, ves la misma imagen: el niño no corre hacia ti, sino … hacia tu bolsa. Se siente ...

Sin dudarlo: sobre las hemorroides.

Los expertos en hemorroides llaman estiramiento demasiado fuerte de las paredes de las venas del recto y el ano, el ...

¿Necesito lavar juguetes?

Los juguetes brindan al niño no solo alegría, sino también grandes beneficios, porque lo ayudan a desarrollar sus habilidades e ...

Gimnasia para niños hiperactivos.

Recientemente, nos encontramos cada vez más con niños cuya actividad física va más allá del concepto de solo un niño ...